Loading...

Adoptó a su vecina con cáncer: Nadie la visitaba y estaba en la ruina



Enlaces patrocinados







¿Recuerdas al chico que adoptó a una tierna ancianita porque nadie quiso hacerse cargo de ella? Ninguno de sus familiares tuvo la valentía de acompañarla en sus últimos días, pues le diagnosticaron cáncer en etapa terminal. Parece que todos los años que ésta mujer le entregó a sus hijos y algunos nietos no sirvieron de nada, la soledad era su única compañía, no se tomaron la molestia ni para llamar de vez en cuando, hasta que Chris Salvatore apareció en su vida…

No es un hombre de dinero, vive en un pequeño departamento en la ciudad de Los Ángeles, sin embargo su gran corazón no se compara con nada, el joven es un actor en busca de un lugar en el arte, sin embargo, cada mañana al salir de casa, recibía un adorable y sincero saludo por parte de su vecina, Norma Cook. 


La anciana se levantaba muy temprano, para tener oportunidad de ver la sonrisa de un buen chico, poco a poco se tomaron confianza, Chris la visitaba frecuentemente, se convirtió en su refugio, le contaba todas sus penas y alegrías, Norma siempre lo escuchaba, tranquilamente bebiendo champán. El lazo entre los dos fue inevitable, sin embargo, la mujer no estaba bien, había sido diagnosticada con leucemia, su vida se llenó de deudas y vendió su coche.  



Entonces Chris decidió ayudarla, todos los días iba a visitarla, la llevaba a sus citas, a comprar el medicamento, pero a pesar del esfuerzo por parte de ambos, el cáncer comenzó a invadir cada espacio de su frágil cuerpo, tenía que estar recibiendo cuidados las 24 horas del día. 




Al joven se le ocurrió que sería bueno compartir su caso en una cuenta de GoFundMe, la llevó a vivir con él y con 60 mil dólares recaudados pudo seguir el tratamiento. 

“Es mi abuela adoptada y ella dice que soy ese nieto que siempre quiso” explicó el joven. 

Pero a pesar de todo el apoyo y amor recibido, el final llegó, la abuelita no pudo más, a sus 89 años el cáncer se la llevó de éste mundo, a pesar de que luchaba a diario contra la muerte, jamás perdió esa tierna sonrisa. 

El golpe fue duro para Chris, pero entiende que ahora está mucho mejor... 


Norma le ha dado una lección al mundo, el verdadero significado del amor, no se trata de una vida color de rosa, sin dolor, problemas o pérdidas, se trata de abrir de verdad nuestros corazones sin miedo a todo lo que pueda pasar, porque al final todo ese cariño vale la pena.

¿Qué sería del mundo con más valientes como Chris? Aquellos que toman decisiones simplemente porque ¡Se los grita el alma!



Recomendados